¿Puede ser bueno que gobierne la izquierda radical en Andalucía?

Después de estos comicios andaluces, en los que una gran mayoría hemos coincidido en la existencia de un enorme clientelismo y estómagos agradecidos, pienso que puede ser bueno que gobierne la izquierda radical. Claro está que todos lo padeceremos, pero también es cierto que para curar hay que hacer daño antes. Me explico:

El Partido Popular ha estado más de treinta años de compadreo con la izquierda, tanto con el PSOE como con IU. Sólo salían a la luz cada cuatro años y sin muchas ganas de pelear por los andaluces, con los que hemos visto se han llenado la boca los Javier Arenas y compañía. Eso lo hemos ido notando los ciudadanos, que no le quepa duda al PP ni a Javier Arenas. Así que ahora les hemos hecho el mismo caso que nos han hecho a nosotros.

Hay mucho cabr…do y es lógico. Toda la gente trabajadora, que razona y se informa, trepa por las paredes ante los resultados electorales. Sin embargo, quisiera hacerles pensar un momento no solo en Andalucía, sino en España, en nuestro país en su totalidad.

Desde que ocurrió el fatídico 11M, con las consiguientes sospechas que nos invadieron a casi todos, y luego con las siguientes elecciones del 2008, que también estuvieron ensangrentadas por el asesinato del ex concejal socialista, hemos ido día tras día acumulando irritabilidad y hartura para con el PSOE, pero todo se agravó aún más cuando asistimos a un Mariano Rajoy totalmente pasota, totalmente indiferente ante el sufrimiento de los ciudadanos que Zapatero, Rubalcaba y toda la plana mayor del PSOE nos propinaban día sí y día también con:

-         Adoctrinamiento con la EpC contra nuestros niños, sin que Rajoy y su PP se rebelasen.

-         Imposición de la enseñanza de sexo a menores en los colegios, sin que Rajoy y su PP alzasen la voz, o al menos se opusiesen.

-         Persecución religiosa, con un Rajoy y su PP apoyando esta persecución mediante la subvención de Gallardón a las cabalgatas de gays que blasfemaban y ofendían a la Iglesia, a religiosos, al clero y a los católicos laicos.

-         Apoyo a la ley de aborto libre, que a día de hoy Rajoy y su PP no se han dignado abolir, por injusta y por ser claramente un crimen de estado contra inocentes e indefensos.

-         Apoyo explícito a la eutanasia, con la firma de dicha ley en Andalucía ejecutada por Javier Arenas en unión al PSOE y a IU.

-         Legalización de Bildu y Amaiur, que a día de hoy no han tomado medidas para su ilegalización, tomándonos el pelo con lo de que “no se puede ilegalizar”, cuando siendo el poder actual perfectamente pueden reformar las leyes.

-         Subvenciones millonarias a parásitos de UGT y CCOO, que además se lucran con cada parado nuevo. Dinero que a día de hoy sigue manteniendo Rajoy y su PP, quitándoles tan solo un 20% en lugar de mandarlos al paro, o a trabajar haciendo servicios sociales de limpieza de calles, por ejemplo. Etc.

Nada de lo que digo ha llegado a oídos de los votantes de la izquierda, gracias a los medios afines que se han encargado de ocultarlo, y tampoco Rajoy y su PP han querido enterarse, porque Rajoy y su asesor Arriola iban dejando que el PSOE se hundiera solo y así conseguir ganar como ganaron, dejando claro a quienes no estábamos dormidos, ni mirábamos para otro lado, que a Rajoy y su PP lo que de verdad les importaba era el poder por el poder.

Pero, ¿qué ocurrirá ahora en Andalucía si la izquierda radical llega a gobernar, como parece que así será?. Pues que por pura lógica los votantes socialistas y comunistas  padecerán en sus carnes lo que sus dioses de barro les han ocultado, aprenderán por experiencia propia lo que no han querido oír durante años. Claro está que también lo padeceremos el resto, pero siempre después de una enfermedad viene la salud, y creo firmemente en lo que dice el refrán: “nadie escarmienta por cabeza ajena”, lo que lleva a la futura desaparición del socialismo y del comunismo para siempre.

Tal vez sea bueno y deseable que gobierne la izquierda radical. España es el último reducto de Europa del marxismo – leninismo y nazismo, y los países donde se ha erradicado han padecido sus efectos. Así que sufriremos, pero será para un mañana feliz sin toda esta basura que nos aqueja ahora. Y tal vez Andalucía sea la parcela que origine el bien más deseable para toda España ¿no?.

2 Respuestas a “¿Puede ser bueno que gobierne la izquierda radical en Andalucía?”


  1. 1 pacococo

    No estaría nada mal, así más de cuatro que viven muy bien se iban a enterar de lo que cuesta el pasotismo, el yo no quiero saber de politica.

    Pero por otra parte una vez que tomen el poder lo llevarán a su máxima expreseión y cuando se vayan esto si que será un solar y los supervivientes serán pobres como ratas. Vease Cuba y vease Venezuela que ha pasado a la ruina teniendo tanto petróleo.

    Esto ya es un deslizarse por la pendiente. Hace tiempo que abandoné toda esperanza y sólo espero acabar mis días lo mejor posible.

    No sé como puede esta sociedad reaccionar. Es muy dificil salir de la subvención y del enchufe. Pero si queremos salir el pp, progres de derechas, no se olvide, no es la solución.

  2. 2 Juana de Arco

    Esto solo se arregla eliminando autonomías, si Rajoy y su cómplice Arriola no colaboran a hundir España.

    Pero no, estos del PP de Rajoy son socialistas y quieren seguir manteniendo a sus amigotes y demás pandilla.

Actualmente los comentarios están cerrados.